temas legales derecho laboral contrato temporal discapacitados 2022 2

Conoce el derecho laboral en contratos temporales para discapacitados en 2022

La nueva legislación laboral en España ha generado cambios significativos en los diferentes tipos de contratos de trabajo. El Real Decreto-ley 32/2021, aprobado el 28 de diciembre, introduce reformas urgentes que tienen como objetivo garantizar la estabilidad en el empleo y transformar el mercado laboral, impactando en la forma en que se contrata personal.

Próximos pasos en la implementación de nuevas opciones de contratación laboral

El BOE del 30 de diciembre de 2021 publicó el Real Decreto-ley de reforma del mercado de trabajo, cuya entrada en vigor fue el 31 de diciembre, tal como se indica en el texto. Tras su aprobación en el Congreso, la reforma tendrá efecto en tres meses, el 31 de marzo de 2022. Durante este plazo, las empresas tendrán la oportunidad de adaptarse a la nueva normativa.

Si tienes interés en conocer más sobre contratación, te invitamos a descubrir los requisitos para contratar a un trabajador extranjero. Además, puedes descargar gratuitamente nuestro ebook "Los contratos de trabajo tras la Reforma Laboral", el cual cuenta con 93 preguntas y respuestas sobre los cambios implementados por la Reforma.

Acuerdo laboral ininterrumpido por periodos determinados

En el mundo laboral, existe una modalidad muy recurrente que se emplea como base para actividades que varían en función de las estaciones o temporadas. Por supuesto, también es muy frecuente en sectores como las ETT o las empresas de contratación y subcontratación. Además, no solo se aplica en situaciones temporales específicas, sino que también puede utilizarse en periodos determinados o indeterminados.

Esta forma de contrato, conocida como fijo-discontinuo, supone una importante garantía para los trabajadores, ya que les otorga los mismos derechos que tendrían en un contrato indefinido. Entre estos derechos, se incluye uno fundamental: el de recibir una indemnización por despido, en caso de terminación del contrato.

Contrato de trabajo indefinido

La nueva reforma laboral, en vigencia durante el año 2022, tiene un impacto significativo en la naturaleza del contrato laboral al enfocarse en la reducción de la temporalidad. De esta manera, se establece el contrato indefinido fijo sin límite de tiempo y se incorporan diversas modalidades como el contrato dirigido a personas con discapacidad, el contrato de alta dirección y el contrato para trabajadores en situación de exclusión social en empresas de inserción.

Además, esta reforma también introduce cambios importantes en la definición y concreción del contrato laboral indefinido. Por ejemplo, se establece un plazo máximo de 18 meses para encadenar contratos hasta que el trabajador pase a ser indefinido, lo cual antes se permitía hasta un plazo de 24 meses. Con anterioridad, el límite era mucho más amplio, permitiendo hasta un plazo máximo de 30 meses.

Por otro lado, la nueva reforma laboral también incorpora modificaciones relevantes específicas para el contrato indefinido adscrito a obra y establece un aumento en el Servicio Mínimo Interprofesional (SMI) 2022 para los trabajadores.

Tipos de contratación laboral y sus particularidades en cada tipo de acuerdo contractual

En este apartado se tratan las cuatro modalidades de contrato de trabajo: indefinido, temporal, para la formación y el aprendizaje y en prácticas. Se explican sus características, cláusulas específicas y también los incentivos disponibles según las peculiaridades del trabajador y/o empresario.

Los contratos indefinidos pueden tener acceso a incentivos a la contratación en determinados casos, siempre y cuando se cumplan los requisitos exigidos por la normativa correspondiente. Estos incentivos dependen de la empresa, del trabajador y, en su caso, de la jornada laboral.

Sin embargo, cabe destacar que esta medida no aplica a los contratos de inserción o a aquellos subvencionados por el Servicio Público de Empleo Estatal dentro del Programa de Fomento de Empleo Agrario. Tampoco se aplicará si la contratación es realizada por:

Diferentes Modalidades de Acuerdos Laborales con Enfoque Formativo

Los contratos de formación y aprendizaje buscan combinar la formación con el trabajo remunerado en áreas de formación profesional, estudios universitarios o las especialidades del Catálogo Nacional de Empleo. Con la nueva normativa laboral, se presentan cambios importantes en este tipo de contrato, que impactarán en:

Formato enriquecido

El objetivo de este tipo de contrato es simultanear el proceso formativo con la actividad laboral retribuida.

El ámbito de actuación abarca la formación profesional, estudios universitarios o el catálogo de especialidades del Sistema Nacional de Empleo.

Con la reforma laboral se han introducido novedades relevantes para este tipo de contrato, que impactarán en varios aspectos:

Este tipo de contrato está dirigido a todas aquellas personas trabajadoras que posean un título universitario, máster profesional, certificado del sistema de formación profesional o título de grado medio o superior.

Entre los cambios más significativos incluidos tras la reforma laboral, destacan varios aspectos:

  • Se busca combinar la formación con el trabajo remunerado en áreas de formación profesional, estudios universitarios o especialidades del Catálogo Nacional de Empleo.
  • La nueva normativa laboral conlleva cambios importantes para este tipo de contrato.
  • Estos cambios impactarán en distintos aspectos relacionados con este tipo de contrato.

Página no encontrada Fallo

Si no puede encontrar el recurso que busca en nuestra página de inicio www.boe.es, puede intentar buscarlo utilizando nuestros menús o visitando nuestro mapa web. En caso de que crea que el error se debe a un fallo en nuestro servidor o a un enlace incorrecto de BOE.es, o si simplemente no puede encontrar la página correcta, puede escribirnos utilizando el formulario y explicando su situación. Estaremos encantados de ayudarle a resolver el problema.

Beneficios de los contratos temporales para personas con discapacidad

En nuestro sociedad, hay una gran falta de inclusión laboral para personas con discapacidad. Muchas veces, se les discrimina y se les niegan oportunidades laborales por su condición. Sin embargo, los contratos temporales pueden ser una gran opción para estas personas, ya que les permite acceder al mercado laboral de una manera más fácil y adaptada a sus necesidades.

¿En qué consisten los contratos temporales? Son aquellos en los que la relación laboral entre el empleado y la empresa tiene un tiempo determinado de duración, ya sea por un proyecto específico o por una temporada. Estos contratos se caracterizan por ofrecer cierta flexibilidad en cuanto a horarios y tareas, lo que puede ser beneficioso para las personas con discapacidad.

Uno de los mayores beneficios de los contratos temporales para personas con discapacidad es la posibilidad de obtener una experiencia laboral que puede ser de gran ayuda para su futura inserción en el mercado laboral. Al tener un contrato temporal, la persona puede adquirir nuevas habilidades y conocimientos que le serán de utilidad en su carrera profesional.

Otro beneficio importante es que estos contratos suelen otorgar bonificaciones a las empresas que los contratan, lo que puede fomentar la contratación de personas con discapacidad. Además, al ser un contrato con una duración determinada, la empresa no incurre en un gasto extra en caso de no poder mantener al empleado en su plantilla una vez finalizado el contrato.

¿Cómo pueden acceder las personas con discapacidad a estos contratos temporales? En la mayoría de los países, existe una cuota de reserva de empleo para personas con discapacidad en las empresas con más de 50 empleados. Es responsabilidad de las empresas cumplir con esta cuota, por lo que es más probable que contraten a personas con discapacidad para sus contratos temporales.

Además, estos contratos pueden ser beneficiosos tanto para la empresa como para el empleado, fomentando la inclusión laboral y rompiendo barreras que muchas veces limitan a las personas con discapacidad en su carrera laboral.

Límites en la contratación temporal de trabajadores con discapacidad

La contratación de personas con discapacidad es una responsabilidad social que las empresas deben asumir. Sin embargo, en los últimos años se ha observado una tendencia a la contratación temporal de estas personas, lo que plantea ciertos límites que deben ser considerados.

En primer lugar, es importante destacar que la contratación temporal de trabajadores con discapacidad está regulada por la Ley 13/1982, que establece que estas personas deben tener una reserva de puesto de trabajo en la empresa durante un mínimo de cinco años. Esto significa que su contrato debe ser renovado por un período no inferior a cinco años, siempre y cuando cumplan con los requisitos y condiciones necesarias.

Sin embargo, es fundamental tener en cuenta que esta reserva de puesto no impide a las empresas contratar a otras personas con discapacidad para cubrir el mismo puesto en caso de que el trabajador inicial se ausente por razones médicas o personales.

Otro límite a la contratación temporal de trabajadores con discapacidad radica en la protección de su empleo. Según la Ley 13/1982, si un trabajador con discapacidad ha sido despedido durante el periodo de reserva de puesto, la empresa debe ofrecerle una indemnización económica equivalente a un año de salario. Esta medida busca proteger el empleo de estas personas y desincentivar su despido injustificado.

Por último, cabe señalar que la contratación temporal de trabajadores con discapacidad no debe ser utilizada como una estrategia para cumplir con la cuota obligatoria del 2% de la plantilla establecida por ley. Las empresas deben asegurarse de que la contratación de estas personas sea por sus capacidades y competencias, y no solo por cumplir con un requisito legal.

Indemnización por finalización de contrato temporal para personas con discapacidad

En muchas ocasiones, las personas con discapacidad enfrentan dificultades a la hora de acceder al mercado laboral. Una de las formas en las que se intenta fomentar su inclusión es a través de la contratación temporal con incentivos para las empresas que les contratan.

Sin embargo, es importante tener en cuenta que estas personas también tienen derechos laborales que deben ser respetados. Y uno de ellos es la indemnización por finalización de contrato temporal.

¿En qué consiste esta indemnización? Se trata de una compensación económica que debe recibir el trabajador con discapacidad al finalizar su contrato temporal, ya sea por expiración del plazo o por decisión unilateral de la empresa.

Esta indemnización es esencial para las personas con discapacidad, ya que les proporciona una estabilidad económica mientras buscan un nuevo empleo. Además, les permite acceder a otros beneficios sociales, como el acceso a la seguridad social.

¿Cómo se calcula la indemnización por finalización de contrato temporal para personas con discapacidad? Según la ley, esta indemnización debe ser equivalente al importe de una mensualidad por cada año trabajado, con un máximo de doce mensualidades. Esto significa que, por ejemplo, si una persona con discapacidad ha trabajado durante tres años en una empresa con contrato temporal, al finalizar su contrato tendría derecho a recibir tres mensualidades como indemnización.

Por tanto, es importante que tanto las empresas como los trabajadores conozcan su existencia y la apliquen en caso de que sea necesario.

Derechos laborales de los trabajadores con discapacidad en contratos temporales

En los últimos años, se ha reconocido la importancia de garantizar los derechos laborales de todas las personas sin importar su condición, y esto incluye a los trabajadores con discapacidad. Sin embargo, a pesar de los avances en materia de inclusión laboral, aún existen muchas trabas y desigualdades que afectan a este colectivo en cuanto a contratación y condiciones laborales.

Uno de los temas más preocupantes es el de los contratos temporales, ya que muchas empresas optan por esta modalidad para cubrir puestos de trabajo en lugar de ofrecer un contrato indefinido a personas con discapacidad. Esto puede deberse a diversos factores, como el desconocimiento de las habilidades y capacidades de estos trabajadores, los prejuicios y estereotipos erróneos o, en ocasiones, la falta de adaptaciones necesarias en el entorno laboral.

Por ello, es fundamental que las empresas cumplan con la normativa en materia de contratación de personas con discapacidad, y que los trabajadores con discapacidad con contrato temporal conozcan sus derechos y los hagan valer en caso de ser necesario.

¿Qué derechos tienen los trabajadores con discapacidad en contratos temporales?

En primer lugar, es importante destacar que los trabajadores con discapacidad tienen derecho a un trato igualitario y no discriminatorio en el ámbito laboral, de acuerdo a lo establecido en la Ley General de Derechos de las Personas con Discapacidad. Esto significa que no deben ser excluidos de ninguna oportunidad laboral por su discapacidad.

En cuanto a los contratos temporales, estos trabajadores tienen los mismos derechos que cualquier otro empleado, ya sea en términos de remuneración, jornada laboral, descansos, vacaciones, entre otros. Además, tienen derecho a recibir cualquier tipo de formación que sea necesaria para su desempeño en el puesto de trabajo.

Por otro lado, en caso de que el contrato temporal llegue a su fin, los trabajadores con discapacidad tienen derecho a recibir la misma indemnización que cualquier otro empleado, sin que su discapacidad sea motivo para una indemnización menor. Asimismo, tienen derecho a convertir su contrato temporal en uno indefinido si han trabajado un mínimo de 24 meses en un periodo de 30 meses con un mismo empleador.

La importancia de garantizar los derechos de los trabajadores con discapacidad en contratos temporales

La inclusión laboral de las personas con discapacidad no solo es una cuestión de justicia social, sino también de beneficio para las empresas. Está comprobado que la diversidad en el entorno laboral aporta una mayor riqueza de ideas, creatividad y productividad, y las empresas que promueven la inclusión suelen tener un mejor desempeño y una mayor reputación.

Solo así podremos avanzar hacia una sociedad más justa e inclusiva para todas las personas.

Artículos relacionados