quien mato a las niñas alcasser

El misterioso asesinato de las niñas de Alcàsser Quién es Miguel Ricart

Miguel Ricart, responsable de los asesinatos de las niñas de Alcàsser, continúa prófugo en la ciudad de Barcelona. A pesar de ser el perpetrador de uno de los crímenes más impactantes de la década de los 90 en España, se ha avistado al triple feminicida en varias oportunidades deambulando por la capital catalana. Recientemente, fue capturado bajo la acusación de liderar un punto de venta de drogas en el barrio del Raval, y tras permanecer 48 horas bajo custodia policial en los Mossos d'Esquadra de Les Corts, fue liberado provisionalmente mientras es procesado por dichos delitos.

El único culpable por el asesinato de las niñas de Alcassèr Miguel Ricart

El 5 de septiembre de 1997, la Audiencia de Valencia dictó una sentencia condenatoria de 170 años de prisión para Miguel Ricart, quien finalmente obtuvo su libertad en 2013 después de haber pasado 21 años en la cárcel. Su condena se vio reducida debido a la aplicación de la denominada doctrina Parot.

En el juicio por el asesinato de Miriam, Toñi y Desirée, Miguel Ricart no mostró ningún arrepentimiento. A lo largo de las 49 sesiones, se vanaglorió de ser solo un chivo expiatorio y se negó a reconocer cualquier delito que se le atribuía, entre ellos, violación y asesinato.

Alcàsser caso abierto

Después de tres décadas del trágico suceso, el caso Alcàsser sigue sin resolver y esto se debe principalmente a una razón: el principal sospechoso, Antonio Anglés, logró huir de la justicia y aún permanece desaparecido desde el día del crimen. Según fuentes judiciales consultadas por este medio, "la investigación sigue abierta ya que Antonio Anglés, quien se presume como el autor material de los asesinatos, está siendo buscado y se mantendrá en búsqueda hasta que los delitos prescriban en el año 2029".

Las autoridades policiales encargadas de su búsqueda, específicamente el Grupo de Localización de Fugitivos de la Policía Nacional y la Interpol, continúan activamente buscando a Anglés, ya que hay una orden de búsqueda y captura internacional en su contra con el fin de localizarlo y someterlo a juicio.

Asimismo, las fuentes judiciales aseguran que "el único condenado por estos hechos es Miguel Ricart, no hay ningún otro sospechoso más que Antonio Anglés", desestimando cualquier teoría conspirativa, a pesar de que una de las autopsias encontró ADN de al menos cinco personas distintas en los cuerpos de las víctimas.

Liberan a Miguel Ricart tras cumplir su condena

¡No olvidemos los hechos! Miguel Ricart Tárrega fue sentenciado a 170 años de prisión por tres delitos de asesinato y cuatro de violación, con las agravantes de ensañamiento. El Tribunal Supremo confirmó la sentencia el 10 de junio de 1999, rechazando los recursos de casación presentados en su contra.

El descubrimiento de los cuerpos de las niñas el 27 de enero de 1993 llevó a la detención de Miguel Ricart por parte de la Guardia Civil, mientras que Antonio Anglés logró escapar y su paradero actual es desconocido. En su primera declaración, Ricart admitió el triple crimen y proporcionó detalles que luego negaría en declaraciones posteriores y con asesoramiento legal.

Aunque los investigadores no tenían dudas sobre su participación en el triple crimen, también reconocieron que Ricart estaba bajo el dominio de Antonio Anglés. Un dato interesante: durante sus años en prisión, su comportamiento fue ejemplar y no tuvo conflictos con otros reclusos.

años después el misterio del Crimen de Alcàsser sigue sin resolverse

Cuando Ricart fue liberado de la prisión de Herrera de la Mancha, en Ciudad Real, se enfrentó a una grave situación mediática y policial. Según las crónicas de la época, al abordar el tren que lo llevaría a Jaén, varios periodistas y dos policías de paisano lo acompañaron. Incluso un reportero de Antena 3, la cadena que más sensacionalismo había generado en torno al suceso, logró arrancarle unas declaraciones: "Soy una maldita cabeza de turco. Tengo que probar que no fui yo. Lo que hicieron con esas chicas es imperdonable ante los ojos de Dios".

Incluso dos reporteras de una productora lo trasladaron a un hotel en Madrid, preparándose para llevarlo luego a un plató de televisión para una entrevista exclusiva. Más de 20 años después del vergonzoso espectáculo periodístico que se aprovechó del morbo y la controversia, se intentó continuar explotando el suceso. Sin embargo, debido a la presión social, nunca llegó a aparecer en pantalla como asesino.

No obstante, en 2021, Ricart fue encontrado en compañía de otras personas en un inmueble en la calle José Garrido de Madrid. Resultó ser un piso utilizado para actividades narcotráfico. Después de ser identificado, las autoridades le devolvieron su identificación ya que no tenía ninguna condena ni cargos pendientes en su contra ante la Justicia.

Nuevos implicados

En su reciente aparición en el programa Código 10 de Cuatro, el investigador ha planteado una teoría que desafía las conclusiones científicas previamente establecidas sobre el asesinato de las tres niñas. Según él, no se puede demostrar de manera precisa que Antonio Anglés es el responsable de su muerte. De hecho, afirma que hay otros individuos no identificados que habrían estado involucrados en los terribles sucesos. Según su perspectiva, no serían menos de cuatro personas, pero podrían ser incluso más.

El argumento de este experto se fundamenta en el descubrimiento de entre cinco y siete perfiles de ADN recolectados de vello púbico. Lo más relevante de este hallazgo es que, según él, no puede tratarse de contaminaciones fortuitas, ya que se han encontrado en lugares específicos y evidentes. Aunque reconoce las limitaciones tecnológicas de la época, el investigador considera que la Guardia Civil cometió numerosos errores en la investigación.

Los avances tecnológicos y nuevos enfoques podrían ser clave para desvelar la verdad tras este misterio.

La huida de Anglés

A pesar de que la Guardia Civil estuvo a punto de capturar a Antonio Anglés en su residencia en Catarroja, Valencia, consiguió escapar descendiendo por la ventana de la habitación de su hermana. Utilizó varias sábanas unidas entre sí para bajar por la fachada hasta los tejados cercanos. Según la hermana del fugitivo, que apareció en un episodio de Equipo de Investigación en 2018, en ese momento no sabía lo que su hermano había hecho. Él había atrancado las puertas con un palo y les dijo que no abrieran, que lo estaban buscando y que querían que volviera a...

Más tarde, Antonio Anglés viajó a diferentes lugares, incluyendo la ciudad de Valencia, donde ingresó a una peluquería para cambiar su apariencia. La peluquera que le cortó el pelo y lo tiñó habló sobre esto en el mismo programa, como se puede ver en el vídeo.

Los "arañazos en los brazos" de Antonio Anglés y su misterioso encuentro con un hombre en una peluquería mientras era prófugo por el asesinato de las niñas de Alcásser.

El misterioso paradero de Antonio Anglés y el caso Alcàsser no resuelto

Aún hoy en día, a pesar del paso del tiempo, siguen surgiendo incógnitas en torno a este triple asesinato. Durante los últimos 30 años, han salido a la luz numerosas informaciones al respecto.

En 2017, el profesor Francisco Etxeberria hizo un importante descubrimiento en la zona donde se encontraron los cuerpos de las víctimas. Se trata de un diente que fue sometido a un análisis, pero desafortunadamente, debido a su mal estado, no se pudo obtener información genética.

Dos años después, el 24 de junio de 2019, una pareja encontró restos óseos humanos en el mismo lugar, pertenecientes a una de las jóvenes asesinadas. Curiosamente, este hallazgo se produjo tan solo 10 días después del estreno en Netflix de un documental que reavivó el interés de los medios de comunicación por este caso.

Artículos relacionados